Blog

Saliendo de la precariedad

febrero 2018

Manos unidas en blanco y negro

Un caso real para dar aliento a las personas en situación de pobreza

Este es un caso práctico que pretende dar aliento a todas aquellas personas que viven en situación de vulnerabilidad y no le ven una salida. Se trata de una pareja joven, con un bebé y un hijo de 7 años, que vivían en un piso de alquiler que compartían con otros familiares, repartiendo los gastos. Los únicos ingresos procedían de la prestación de ayuda familiar. Sin una formación específica, hasta entonces habían tenido una trayectoria laboral estable pero perdieron el trabajo al mismo tiempo. Llegaron a la Fundación de la Esperanza pidiendo ayuda para los hijos y para buscar trabajo.

Desde la Fundación se trabajó para mejorar esta situación en su globalidad. ¿Cómo? En primer lugar, apoyando las necesidades básicas, a través del Programa CaixaProinfancia, de la despensa de la Fundación Roure y de los Servicios Sociales. Desde el punto de vista educativo, se trabajó para fortalecer la red de contactos y la seguridad en la crianza de los hijos. A través del Consorcio de la Vivienda de Barcelona, se hicieron los trámites para gestionar la solicitud de ayuda para el alquiler. La falta de recursos económicos se atenuó con la gestión de una ayuda puntual. Pero se trabajó intensamente para buscar una solución a largo plazo, a través de la formación y de la búsqueda de empleo de la pareja. Una labor que ha permitido a esta familia recuperar la autonomía y, por lo tanto, las riendas de su vida.

  • Comparte

Posts relacionados